Estará ambientada 1200 años antes de las aventuras de Geralt de Rivia.

Si bien la segunda temporada de The Witcher, no se estrenará hasta el próximo año, Netflix ha decidido ir más allá en este fantástico mundo y es por eso que se acaba de anunciar lo que será una serie limitada de precuelas ambientada en el mundo de los Elfos antes de la intrusión humana.

La misma tendrá lugar 1200 años antes de las aventuras de Geralt de Rivia en todo el continente. The Witcher: Blood Origin explora la historia olvidada del primer brujo.



Declan de Barra será el showrunner encargado y productor ejecutivo de los seis episodios que tendrá la serie. Por otro lado, Lauren Schmidt Hissrich también será productora ejecutiva y Andrzej Sapkowski, se encontrará detrás del guión.

El anuncio de Blood Origin se produce cuando la franquicia se sumerge más en la tradición de los brujos y la hermandad. La primera temporada se centró en las aventuras del solitario Geralt de Rivia, mientras que la segunda temporada contará con su mentor, así como con otros miembros de la hermandad bruja.